Área 04

Estructura cognitiva

La complejidad en la toma de decisiones

por Xesco Espar

Durante la práctica deportiva los deportistas realizan una infinidad de acciones complejas: correr, saltar, lanzar, frenar, cambiar de dirección, esquivar, etc. Estos movimientos no están aislados del entorno, sino que dependen de múltiples factores a los que el jugador tiene que prestar atención: adversarios, compañeros, balón, portería, árbitros, marcador, público… y uno mismo construyendo lo deseado.

La principal tarea de los entrenadores es ayudar a identificar y organizar todo este maremagno de información que llueve sobre los jugadores de forma que puedan pensar y actuar de la manera más adaptada y acertada posible. Mediante el entrenamiento de las capacidades cognitivas (descritas habitualmente como táctica individual) el humano deportista puede conocer los elementos más relevantes del juego, prestar atención y resolver adecuadamente cada vez que analiza e interpreta el entorno en que se encuentra y todo lo que supone para él y para su equipo.